Próximos Eventos

No hay eventos programados en este momento

Suscríbete a nuestro Boletín

Monthly Archives: julio 2015

[ESPECIAL] Monitorizando la ola de calor: Un hospital

Al igual que los hoteles, los hospitales son grandes centros de trabajo en los que una de sus principales funciones es que las condiciones interiores estén dentro de un confort, en este caso la razón es que las personas que hacen uso de sus servicios están hospitalizadas y requieren de unas condiciones óptimas para su recuperación.

En la siguiente imagen podemos ver las curvas comparadas de temperatura (naranja) y consumo (azul) de un hospital.

Hospital-temp-consumo

Se puede observar de forma gráfica como la temperatura afecta sobre todo por las noches, aumentando el consumo mínimo del hospital con un aumento de la temperatura mínima. Las máximas también se ven afectadas, pero en menor medida, seguramente debido a que hay otros servicios y equipamientos del hospital en servicio que minimizan ese impacto de los sistemas de climatización.

A continuación podemos ver una nube de puntos y una curva de correlación (prácticamente lineal) de cómo afecta la temperatura exterior al consumo eléctrico.

Hospital-correlacion

Los gestores energéticos de este tipo de instalaciones podrían proponer actuaciones para la mejora del aislamiento del edificio ante esta variable externa como es la temperatura exterior. Además, se necesitarían estudios sobre el efecto de la temperatura interior en relación con la exterior para saber si durante las horas de mayor temperatura los sistemas de climatización están bien dimensionados y son capaces de mantener las condiciones interiores del hospital dentro de los parámetros aceptables de confort para los pacientes.

Este análisis que mostramos aquí es posible sin inversión en equipos, gracias a los servicios de telellamada al contador y de datos meteorológicos de EMIOS, de los que se pueden obtener datos en tiempo real o importación de históricos de ambos.

[ESPECIAL] Monitorizando la ola de calor: El problema de la reactiva

Uno de los efectos inmediatos de una ola de calor es la generación de energía reactiva por parte de los compresores de los sistemas de climatización.

En la siguiente imagen podemos ver un caso claro documentado a través del servicio de telellamada al contador de compañía en tiempo real de EMIOS:

Reactiva Climatización-fabrica

En este caso se trata de una industria en la que la compensación de la energía reactiva se realiza a través de una batería de condensadores. Sin embargo, uno de los trabajos del gestor energético de esta industria es monitorizar que esta reactiva se mantiene dentro de los niveles de coseno de phi por debajo del 0.95, de forma que el cliente no pague penalizaciones y monitorizar que la batería de condensadores no se avería.

Reactiva Climatización-edificio

Este segundo ejemplo es un edificio de oficinas donde se puede ver claramente el aumento del consumo debido al encendido del sistema de climatización en verano y cómo en los picos de consumo de climatización hay una generación de energía reactiva que habría que estudiarse por parte del gestor energético.

Gracias a EMIOS y su servicio de telellamada al contador fiscal, ha habido numerosos casos de gestores que han evitado a sus clientes penalizaciones de miles de euros gracias a avisos tempranos de fallos en baterías de condensadores para la compensación de la reactiva. Además, como hemos visto, los sistemas de climatización tienen un impacto muy importante en la reactiva, por lo que su monitorización en estas fechas es especialmente crítica.

Este análisis que mostramos aquí es posible sin inversión en equipos, gracias a los servicios de telellamada al contador y de datos meteorológicos de EMIOS, de los que se pueden obtener datos en tiempo real o importación de históricos de ambos.

[ESPECIAL] Monitorizando la ola de calor: Un centro de datos

Los centros de datos son una infraestructura crucial en muchas empresas y que requieren unas condiciones de trabajo muy estrictas para garantizar su buen funcionamiento. Normalmente una temperatura de trabajo de 21ºC es la recomendable para evitar problemas con fuentes de alimentación y ventiladores en los equipos y servidores. Esta temperatura debe ser continuamente regulada por sistemas de climatización dedicados debido al propio calor disipado por los servidores, equipos de red y fuentes de alimentación.

¿Qué ocurre cuando la temperatura exterior es extremadamente alta?  En la imagen siguiente podemos ver en la linea naranja la temperatura exterior y en la linea azul la temperatura del centro de datos de una instalación real.

 

Vemos que la temperatura del centro de datos aumenta en las horas centrales del día cuando la temperatura exterior es mayor. El día 7 de Julio se registro una temperatura por encima de los 25ºC, llegando a los 28ºC, muy superior a la tempertaura recomendada para este tipo de instalaciones.
centro-datos-correlacion

 

Si se estudia la relación entre temperatura exterior y la que hay en el interior del centro de datos, se decubre que hasta 30ºC en el exterior, esta no afecta a la temperatura del centro de datos. Sin embargo, cuando la temperatura exterior sobrepasa los 30ºC, la temperatura del centro de datos aumenta de forma directa en relación a la temperatura exterior.

Un gestor debería analizar esta situación y dimensionar correctamente, junto con el departamento de IT de la empresa, el sistema de climatización para que pueda hacer frente a temperaturas externas superiores a 30ºC sin que llegue a provocar condiciones que pueden afectar directamente al funcionamiento de una infraestructura crítica como es un centro de datos.

EMIOS proporciona un servicio de datos meteorológicos online que permiten monitorizar en tiempo real estas variables, así como la importación de datos históricos con los que poder estudiar el comportamiento de las instalaciones a lo largo del tiempo. Estos datos, unidos a las variables de temperatura interna y consumos eléctricos son las herramientas básicas con las que cuenta el gestor para poder ofrecer soluciones de este tipo a su cliente.

[ESPECIAL] Monitorizando la ola de calor: Un hotel

Los hoteles son grandes infraestructuras cuya principal misión es proporcionar bienestar a sus huéspedes. Esto requiere controlar las condiciones ambientales del interior del hotel para mantener una temperatura de confort tanto en las zonas comunes como en cada una de las habitaciones ocupadas.

Una ola de calor como la que ha habido tiene un efecto directo en el consumo de clima de los hoteles, tanto durante el día como por las noches, que es cuando mayor la ocupación de las habitaciones. Veamos las curvas superpuestas de temperatura (en naranja) y consumo de un hotel (en azul):

hotel-comparacion

 

Como se puede observar, parece haber una relación entre la temperatura exterior y el consumo del hotel, sobre todo en horario nocturno. Esto hace que el consumo mínimo diario aumente cn la temperatura nocturna exterior.

En la siguiente captura de EMIOS podemos ver en una nube de puntos cómo hay una relación de muy clara (y no lineal) entre la temperatura exterior y el consumo del edificio.
hotel-correlacion

El gestos energético con estos datos puede proponer al cliente diferentes opciones, desde las que no suponen inversión hasta la mejora de aislamientos, nuevos materiales para cubiertas, automatizaciones, etc. que reduzcan esa dependencia del consumo en la temperatura exterior, y además, poder calcular un tiempo de retorno de esa inversión.

Este análisis que mostramos aquí es posible sin inversión en equipos, gracias a los servicios de telellamada al contador y de datos meteorológicos de EMIOS, de los que se pueden obtener datos en tiempo real o importación de históricos de ambos.

[ESPECIAL] Monitorizando la ola de calor: Invernaderos

Un cliente muy importante de energía son las explotaciones agrícolas. Este tipo de instalaciones tienen un comportamiento muy diferente de lo que se suele observar en la industria o en infraestructuras urbanas como hoteles y hospitales, sin embargo, hay un elemento dentro de estas explotaciones que sí que se ve afectado por la temperatura exterior: los invernaderos.

A continuación podemos ver la curva de temperatura (azul) y consumo (naranja) de unos invernaderos.Invernaderos

Como vemos, hay tres tipos de consumo. El primero es de un consumo bajo cuando la temperatura es inferior a 25ºC. Otro cuando la temperatura está entre 25 y 30ºC y el tercero cuando la temperatura es superior a 30ºC.

Como podemos observar gracias al sistema de datos meteorológicos de EMIOS, en esta localización se registraron tempertauras extremas de hasta 43ºC. El gestor energético de esta instalación debería analizar el dimensionamiento de los sistemas que regulan las condiciones ambientales del invernadero y ver si en estos casos extremos cumplen adecuadamente su función o si por el contrario el contenido se puede ver afectado.

Este análisis ha sido posible gracias al servicio de datos meteorológicos de EMIOS y un analizador de redes.

[ESPECIAL] Monitorizando la ola de calor: Las tormentas

Hay un fenómeno que suele suceder en verano y que tiene una influencia muy importante sobre las instalaciones eléctricas y el comportamiento de las mismas: las tormentas.

A continuación se muestra una semana en la que un día la temperatura exterior baja de bruscamente y con ella, el consumo de climatización.

Tormenta consumo

Ese día hubo una tormenta fuerte que afectó a las condiciones externas en gran medida. Podemos ver en la siguiente gráfica la evolución de la temperatura (azul), la humedad relativa (naranja) y el viento (gris), todas ellas tomadas en tiempo real mediante el servicio de datos meteorológicos de EMIOS.
Tormenta meteo

 

Este tipo de tormentas suele venir acompañado de aparato eléctrico que puede provocar cortes en el suministro eléctrico. Estos cortes en el suministro son especialemente problemáticos en empresas que tienen cámaras frigoríficas, centros de datos o procesos de producción ininterrumpidos.

Un servicio que debe ofrecer el gestor energético a sus clientes es la monitorización de fallo de suministro en tiempo real. Esto puede hacerse mediante el servicio de telellamada al contador que ofrece la plataforma EMIOS y que permite, sin coste de inversión en equipos, monitorizar en tiempo real el contador de compañía y avisar mediante alarmas de este tipo de situaciones.

EMIOS: traductor de datos energéticos

Ayer Domingo día 5 de Julio se publicó en el Periódico de Aragón un artículo sobre el valor de nuestra herramienta EMIOS, la cual puede utilizarse para múltiples aplicaciones como optimizar un proceso industrial, diseñar un edificio con mayor rendimiento o prever la amenaza de una plaga en una cosecha. Esta plataforma de monitorización diseñada por el equipo humano que forma Energy Minus, ofrece soluciones de tratamiento y análisis de datos de alto rendimiento a profesionales de distintas áreas, siendo además una herramienta de fácil manejo y agilidad en el despliegue.

Equipo humano que forma Energy Minus, a la entrada de las instalaciones en el Polígono Centrovía

Equipo humano que forma Energy Minus, a la entrada de las instalaciones en el Polígono Centrovía

La empresa que se fundó en 2012, es la apuesta del grupo Telnet, grupo empresarial aragonés con más de 20 años de trayectoria, por el sector estratégico de tratamiento de gran volumen de datos (big data) y comunicaciones machine to machine (M2M). Los principales diferenciadores que ofrece Energy Minus respecto a otras empresas del sector son clave. Por una parte ofrece al cliente el servicio de acompañamiento completo en todo el proceso de implantación del sistema de toma de análisis de datos, desde el planteamiento del proyecto hasta la toma de decisiones final. Por otra parte, EMIOS ofrece la capacidad de análisis y actuación, así como de telemedida en tiempo real.

 

Leer el artículo completo del Periódico de Aragón aquí.